Cero a la izquierda (Vainica Doble)

Cancionero

 

 

Cero, a la izquierda, cero

el gato de Polanski

se pudre en el ropero.

Cero, cero a la izquierda

como el gato de Polanski

me convierto en mierda

como el gato

algo solo para pasar el rato.

 

Sé que soy tan solo un cero a la izquierda

sé que soy tan solo esa pobre lerda

que limpia tus zapatos y friega tu cocina

mientras tú me la pegas con la vecina.

 

Sé que para ti yo siempre he sido

aunque por «a» comienza mi apellido

el último nombre de tu libreta

en el último lugar de la letra zeta

el garbanzo negro de tu cocido

una desarticulada marioneta.

 

O sea nada

una maceta

un plumero

una ensaimada

una tarjeta

un babero

o sea nada.

 

Cero, a la izquierda, cero

el gato de Polanski

se pudre en el ropero.

Cero, cero a  la izquierda

como el gato de Polanski

me convierto en mierda

como el gato…

 

Soy el último mono de tu zoológico

un simple experimento fisiológico

la tonta del harén que se tiene de retén

por si falla alguna de las otras cien.

 

Sé que para ti yo siempre he sido

una sombra en un rincón perdido,

la foto olvidada en tu maleta

el céntimo inútil de una peseta

poso de café ya consumido

una desbaratada bicicleta.

 

O sea nada

una etiqueta

un perchero

una pomada

una peineta

un lapicero

o sea nada.

 

Cero…


La canción «Cero a la izquierda» apareció en el álbum «Taquicardia» (1984), quizá el más ambicioso, sofisticado y, también, amargo de la historia de Vainica Doble.


Comparte este artículo